Contáctenos Quiénes somos
Medio ambiente | Redacción Espacinsular

 Con el objetivo de que poblaciones rurales de San Cristóbal aumenten la capacidad de resiliencia, adaptación y recuperación ante los impactos de los riesgos climáticos, el Instituto Dominicano de Desarrollo Integral (IDDI) anunció hoy el inicio en esa provincia de un proyecto enfocado en preservar las fuentes hídricas y aportar al desarrollo comunitario.

La ejecución del proyecto, denominado “Aumentar la Capacidad de Resiliencia Climática en la Provincia de San Cristóbal – República Dominicana - Programa Integral de Recursos Hídricos y Desarrollo Rural”, cuenta con el apoyo del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales y del Instituto Nacional de Aguas Potables y Alcantarillados (INAPA). Se implementa con recursos del Fondo de Adaptación (AF), con una inversión de US$9,953,692.35 durante los cuatro años de ejecución.

La ceremonia de lanzamiento estuvo encabezada por el director ejecutivo del IDDI, David Luther; el Ministro de Medio Ambiente, Ángel Estévez; Esther Reyes, en representación del director del INAPA, Horacio Mazara; Víctor Viñas, Expresidente del Fondo de Adaptación y asesor del vicepresidente ejecutivo del Consejo Nacional para el Cambio Climático y Mecanismo de Desarrollo Limpio (CNCCMDL), Ernesto Reyna Alcántara; José Sena, en representación del alcalde de San Cristóbal, Nelson Guillén, y Edwin Ferreira, alcalde de Villa Altagracia.

Con relación al proyecto, Luther informó que su implementación beneficiará a 24,300 personas de 30 comunidades rurales de la provincia San Cristóbal, entre las que se encuentran el Caobal, Castaño, San Francisco, Arroyo Higüero, Fundo, Luz Verde y Los Algarrobos, donde se ejecutarán actividades de gestión de recursos hídricos con el fortalecimiento de la capacidad técnica en las comunidades e instituciones locales para evaluar impactos, vulnerabilidad y medidas de adaptación ante los riesgos relacionados al clima.

“Este esfuerzo mancomunado permitirá promover comunidades saludables y resilientes con mejores medios de vida, incrementar la resiliencia de los ecosistemas, la biodiversidad y los bosques con la reforestación y conservación de más de 2,722 hectáreas y la realización de obras de infraestructura que permitan mejorar el acceso al agua ante los efectos adversos de los riesgos climáticos, aportando una mejor gestión de los recursos hídricos en las zonas más vulnerables de San Cristóbal”, explicó.

En relación con el organismo financiador, dijo que el Fondo de Adaptación al Cambio Climático acreditó al IDDI como Entidad Nacional Implementadora (ENI), brindándole la oportunidad a la República Dominicana, como país en desarrollo, el acceso a recursos para la ejecución de programas y proyectos que contribuyan a combatir y hacer frente a los efectos del cambio climático.